Merde d’artiste.

Historias.

Pudimos hacer esta publicación gracias a las pequeñas donaciones ¿Cómo se sostiene 3 minutos de arte?

Una de las más grandes provocaciones de la historia del arte.

 

Merde d’ariste (1961). Piero manzoni.
Latas de conserva (diámetro de 6,5 cm x 5 cm de alto), contenido neto 30 g, numeradas y firmadas. Cantidad: 90.

 

Estamos ante una obra que nos permite entender perfectamente qué es el llamdo “arte conceptual”.

El arte conceptual es arte que provoca nuestra inteligencia. Es arte que no se percibe por los sentidos sino por la razón. El artista quiere hacer pensar al espectador, y lo sacude a partir de algo controversial, desafiante, perturbador.

El arte conceptual es aquel que transmite una idea, y esta idea, concepto o propuesta intelectual, es mucho más valiosa que la obra en sí (incluso muchas obras de arte conceptual suelen ser efímeras, desaparecen, se terminan, pero el concepto queda).

Esta obra tan representativa del arte conceptual es el del año 1961 (la década del 60 es la gran década para tipo de expresión). Piero Manzoni fabrica 90 latas a las que etiqueta con la leyenda “Merde d’artiste” (en 4 idiomas distintos, creemos que no es necesario traducirlo al español), a lo que le agrega “Conservada al natural. Producida y envasada en el mes de mayo de 1961”.

Pero la obra no termina allí sino que hay otra vuelta más del concepto: Manzoni vende cada lata al valor de su peso en oro, según la cotización del oro del día (cada lata dice que tiene un contenido neto de 30 gramos).

El concepto es maravillosamente provocador: en el mercado del arte, la “merde” puede ser vendida al precio del oro.

Volvamos entonces a pensar en la esencia del arte conceptual: el concepto que quiere transmitir el artista es más importante que la obra en sí.

Lo sorprendente (o no tan sorprendente), es que no sólo las latas se terminan vendiendo a precio de oro, sino que con el tiempo aumentan su cotización (se ha llegado a vender una en más de un cuarto de millón de Euros -no nos gusta hablar de precios de obras pero, justamente, en esta publicación la cotización de la obra es parte del concepto).

Lo gracioso (y ahí tal vez el mayor logro de Manzoni), es que quien no valora el arte conceptual como tal, y postula que esta obra es una verdadera “porquería”, le está dando aún más la razón al artista. Definitivamente.

 

Si quieres leer sobre temas relacionados, te recomendamos algunos links:

El arte conceptual.

Un antecedente: el ready made u objeto encontrado.

Otro antecedente: “Esto no es una pipa“.

Damien Hirst y su calavera de diamantes.

Una obra bien conceptual de Ai Weiwei.

Una reflexión sobre el arte actual, a partir de la obra de Jeff Koons.

Recuerda que también puedes encontrar más material utilizando el buscador de la página.

 

Te invitamos a suscribirte gratis al newsletter de 3 minutos de arte, para recibir por correo anticipos y material exclusivo.
Nuestra mirada: Manifiesto del optimista.
El proyecto 3 minutos de arte.
¿Quieres apoyar a 3 minutos de arte?

0 comentarios

Deja una respuesta

Avatar placeholder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.