Turner.

Cuadros fundamentales para entender la historia de la Pintura.

Pudimos hacer esta publicación gracias a las pequeñas donaciones ¿Cómo se sostiene 3 minutos de arte?

 

El Temerario remolcado a su último atraque para el desguace (1839). Turner.
Óleo sobre Tela. 91 cm x 122 cm.
National Gallery. Londres, Inglaterra.

 

Hoy considerado artista supremo de la pintura inglesa, Turner es el pintor ideal para comprender el romanticismo más puro, aún cuando no haya personas en el cuadro.

¿Qué es el romanticismo en la pintura? En cada obra romántica vemos que, con pincelada llena de vida, vibrante, el artista exalta sus pasiones e ideales. Miedo, angustia, amor, valentía y otras emociones fuertes son transmitidas por el pintor liberando una poderosa energía vital.

Turner es un grande de ese movimiento pintando paisajes y marinas (escenas del mar). La clave, el poder, la vitalidad “romántica” de sus obras, está en que cuando pinta cielos u oleajes pinta mucho más que eso: retrata el asombroso poder de la naturaleza sobre el ser humano.

Fuegos, catástrofes, hundimientos y tormentas son descritos por el pintor. El hombre a la merced de las fuerzas de la naturaleza.

El cuadro elegido es uno de los más importantes de la historia de la pintura inglesa. Con sólo un par de embarcaciones y un cielo Turner nos habla de la gloria de tiempos pasados (el Temerario es además un símbolo del poderío de la Marina Real), remolcada por la modernidad (más veloz y eficiente pero sin tradición ni gloria) hacia la muerte, en un ocaso tan bello como triste. La vejez reemplazada sin contemplaciones por la juventud.

Su personalísimo estilo, en el cual suele usar técnicas de la acuarela en la ejecución de sus obras al óleo, genera luminosidad, fluidez y efectos atmosféricos que le valen el apelativo de “el pintor de la luz”.

Y paradójicamente, la modernidad que se acerca no arrastrará a Turner ni al desguace ni al olvido, ya que su espíritu y sus virtuosos recursos para plasmar esa luz seguirán viviendo en los pinceles del impresionismo.

 

Si quieres leer más sobre el tema, te recomendamos algunos links:

Turner y sus marinas románticas.

La pintura al aire libre o plenairismo.

El romanticismo, en 5 puntos.

El cuadro de Claude Lorrain que hizo llorar a Turner.

El paisaje romántico.

Recuerda que también puedes encontrar más material utilizando el buscador de la página.

 

Te invitamos a suscribirte gratis al newsletter de 3 minutos de arte, para recibir por correo anticipos y material exclusivo.
Nuestra mirada: Manifiesto del optimista.
El proyecto 3 minutos de arte.
¿Quieres apoyar a 3 minutos de arte?

4 comentarios

Odd Henry · 7 octubre, 2021 a las 7:07 am

A Julio Flores. El primer buque a vapor se construyo en 1807 por Robert Fulton en EEUU con El nombre “Clermont” asi que es imposible que el “Temerario” en la pintura fue un buque a vapor ya que la segunda invasion inglesa fue el mismo ano (1807)

Julio Flores · 11 enero, 2020 a las 9:20 pm

El Temerario es el barco acorazado y a vapor que encabezó a la flota inglesa en la 2da invasión a Buenos Aires. Condujo múltiples batallas en los mares del mundo en las que triunfó la flota… salvo en el Río de la Plata

    Damián Poggi
    Administrador
    · 12 enero, 2020 a las 10:22 am

    Qué buen aporte. Gracias, Julio ¡Saludos!

Guillermo Román · 1 mayo, 2019 a las 10:59 am

Los felicito es maravilloso el trabajo que hacen, sigan así.

Deja una respuesta

Avatar placeholder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.